El arte de ser padre

En los tiempos que corren, ser padre es cada vez más difícil. Entre Internet, la televisión y las videoconsolas, los niños son cada vez menos impresionables, y los padres se ven obligados a agudizar el ingenio para lograr captar su atención.

Ese fue el caso del Sr. Sienghym, camboyano y mecánico de profesión. Harto de que su hijo Sok Cambo, de 5 años, lo ignorara desde que le había comprado una videoconsola, decidió inventarse un nuevo juego -que combinara acción y aventura, pensó- con su hijo como protagonista.

Con el niño de la mano, se dirigió hasta su taller. Una vez allí, le dijo a su hijo que se metiera el tubo de inflar los neumáticos en la boca. El niño dudó, miró a su padre extrañado, pero ante el severo semblante de éste, accedió.

“Te voy a inflar, hijo”.

Entonces, el Sr. Sienghym encendió el inflador. Durante los primeros segundos no pasó nada. Sok Cambo se reía nervioso. Pero en seguida comenzó a encontrarse mal, y cuando perdió el conocimiento, el Sr. Sienghym supuso que algo andaba mal. Afortunadamente, pudo llevarlo a un hospital, donde su hijo se recuperó sin mayores complicaciones.

Desde aquel día, la Sra. Sienghym le tiene prohibido acercarse al niño si no hay como mínimo 2 adultos delante (tampoco confía mucho en el hermano de su marido). Aún así, Sr. Sienghym está contento. La Policía le comunicó que no será procesado. En Camboya no existen leyes contra la estupidez.

Noticia completa aquí.

Anuncios

~ por Alberto en 25 mayo, 2008.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: